Con estos juegos y recursos didácticos se recuperan, aprenden y refuerzan diversas formas de buenos tratos en los espacios escolares y en la familia.

 

 * Promueven el desarrollo de resiliencia.
* Promueven la equidad de género.
* Trabajan en la capacidad para elegir y decidir.

 

 

En adultos generan mayores recursos para la crianza y la educación bien tratante, desde un enfoque de derechos para la infancia. 

 

En niños y niñas promueve el desarrollo de factores protectores.
 

pb.png

Promoción de buen trato y resiliencia